La Pascua

luz

En los tiempos antiguos el pueblo de Israel fue ordenado a celebrar la Pascua, fue cuando se encontraban como esclavos en Egipto bajo las manos del Faraón. Jehová dijo  a Moisés y a Aarón que tomasen un cordero por familia y lo inmolasen, la sangre del cordero se debería  poner sobre los postes y en el dintel de las casas porque esa sangre del cordero representaba la salvación de Israel, también esa misma noche deberían de comer la carne asada al fuego, y panes sin levadura con hierbas amargas. Y dijo ninguna cosa dejareis para el día siguiente. (Éxodo 12:1-11).Y dijo que  Jehová que esa misma noche pasaría por ese lugar y toda casa que no tuviera la sangre como señal, seria destruida con plaga y mortandad, de igual manera les ordenó a festejar esa pascua con panes sin levadura por siete días, porque cualquiera que comiere pan leudado, seria cortado de la congregación de Israel.(Éxodo 12:17- 20) de esa manera celebraban la Pascua, encomendadoles que cada año lo  volvieran hacer. En Éxodo 12:24 Guardaréis esto por estatuto para vosotros y para vuestros hijos para siempre. Los Judíos siguen celebrando esa  Pascua que para ellos simboliza la liberación de Israel de la esclavitud en Egipto.

Los cristianos hemos creído que Jesús murió por nuestros pecados y derramo su sangre preciosa sabemos que El es nuestra verdadera Pascua, aquella verdadera Pascua ya anunciada desde la fundación del mundo, porque al igual que con Moisés que todo lo que pasó fue sombra de lo venidero y  fue símbolo  de lo verdadero, donde el cordero que mataban representa a Jesús, el cordero inmolado, y la sangre que salvo a Israel  en los postes ahora representa la sangre de Jesús que nos salvó del pecado y la maldición,  viniendo  a ser Jesús nuestra Pascua, por ello cuando se acercaba  la Pascua en el tiempo en que  Jesus  enseñaba a sus discípulos, les dijo que ya era el tiempo  que en iba a entregar su vida,  para que  de esa manera  se llevase  a cabo  el cumplimiento de la verdadera Pascua. En Lucas 22: 1-14.  Jesús estaba esperando ese momento.

En Lucas 22:14-20:

14 Cuando era la hora, se sentó a la mesa, y con él los apóstoles.15 Y les dijo: !!Cuánto he deseado comer con vosotros esta pascua antes que padezca!16 Porque os digo que no la comeré más, hasta que se cumpla en el reino de Dios.17 Y habiendo tomado la copa, dio gracias, y dijo: Tomad esto, y repartidlo entre vosotros;18 porque os digo que no beberé más del fruto de la vid, hasta que el reino de Dios venga.19 Y tomó el pan y dio gracias, y lo partió y les dio, diciendo: Esto es mi cuerpo, que por vosotros es dado; haced esto en memoria de mí.20 De igual manera, después que hubo cenado, tomó la copa, diciendo: Esta copa es el nuevo pacto en mi sangre, que por vosotros se derrama.

Es el Nuevo Pacto, es la nueva celebración de la Pascua, donde el pan representa el cuerpo de Cristo y la vid su sangre, eso es la verdadera salvación para todo aquel que le recibe y cree en su nombre, al igual que  cuando los postes estaban rodeados de la sangre y el maligno no los podía tocar, ahora este nuevo Pacto nos protege de toda maldad para siempre, luego dijo haced esto en memoria de mi.

Por ello al tomar la cena del Señor  estamos recordando el Nuevo Pacto y también la Pascua,  Así como Jesús enseño a sus discípulos  encargándoles hacer lo mismo en memoria de El,  la cual debemos celebrar con masa sin levadura,  porque esa masa es símbolo de su iglesia y  la levadura representa el pecado, por ello al celebrar la pascua seamos como esa masa sin levadura.

En 1 Corintios 5: 6-10  No es buena vuestra jactancia. ¿No sabéis que un poco de levadura leuda toda la masa? Limpiaos, pues, de la vieja levadura, para que seáis nueva masa, sin levadura como sois; porque nuestra pascua, que es Cristo, ya fue sacrificada por nosotros.
Así que celebremos la fiesta, no con la vieja levadura, ni con la levadura de malicia y de maldad, sino con panes sin levadura, de sinceridad y de verdad. 

Oración.

Gracias Señor, porque a su debido tiempo, viniste a salvar del pecado a la humanidad, y en esa cruz como cordero inmolado diste tu vida por nosotros, para que toda maldición se rompiera y podamos ser libre de toda opresión, de toda atadura de todo pecado y por tus llagas fuimos sanados.

Amen

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.